Los puntos se escapan en la segunda parte, cuando el Rayo Vallecano logró decantar el encuentro con un solitario gol.

1-Rayo Vallecano: Ana María de Murga (p), Cong Yuan (Gema Velasco, 73´), Ariadna Rovirola, Iris Ponciano, Mirian Valladolid, Maria Marti (Sheila Andrino, 89´), Mónica Braojos (Nerea Fernández, 62), Tamara Álvarez (Laura Galcerán, 89´), Bruna Nataly Tavares, Carmen Burdalo (Yarima Font, 62´), Ana Fernández.

0-SD Huesca: Nuria Rodríguez (p), Palo (Alejandra, 90), Paz, Esther, Micó, Iris (Ramírez, 64) Moe, Laura Royo (Martina, 83), Laura Palomino (Carol, 64), Royo Sanjuán (Helena, 83) y Akane.

Gol: 1-0, min. 64: María Marti

Árbitra: Lidia Gutiérrez, mostró tarjeta amarilla a Mónica Braojos y a Carlos Santiso (entrenador) por parte del Rayo Vallecano y a Lura Royo y Akane por parte de la SD Huesca.

Incidencias: Partido de la Jornada 11 de Segunda Federación de Fútbol Femenino (Grupo Norte) jugado C.Dep. Fundacion Rayo Vallecano – Campo 4.

Un tropiezo en su visita al Rayo Vallecano impidió a la SD Huesca dar continuidad a las buenas sensaciones de su último encuentro en San Jorge. Dentro de la igualdad de la competición, las madrileñas se encontraron más cómodas, llevando el encuentro a su terreno según avanzaban los minutos, hasta lograr un golpe en el ecuador de la segunda parte, que se revelaría como definitivo. Obligaban así a las azulgranas a regresar de vacío de su viaje a Madrid, y apelar a San Jorge para seguir sumando en un casillero que las mantiene en la zona tranquila del grupo I de la Segunda RFEF.

Porque aunque Nuria tuvo que usar pronto los guantes, ante un disparo de Iris Ponciano, los primeros compases no tuvieron dueño, ni en la posesion ni en las ocasiones, más allá de ese aviso aislado de las madrileñas. Una calma tensa que poco a poco parecía decantarse hacía el cuadro local, que fue rebajando el alto ritmo que marcaron las azulgranas desde el inicio, sintiéndose más cómodas con el paso de los minutos. Aún así, el conjunto de Verónica Rodríguez puso el peligro antes del descanso. En el 40 con un pase de Akane a Laura Palomino que definía cruzado, pero no encontraba portería, y apenas cinco después, en el borde del tiempo reglamentario, era la propia Akane la que se topaba con el larguero.

Como ocurriera antes del paso por vestuarios, el paso de los minutos fue favoreciendo a la propuesta del cuadro vallecano, que sin crear peligro real, se mostraba mucho más cómodo sobre el césped de su ciudad deportiva, cortando todo intento azulgrana de avanzar hacía portería rival. El desarrollo se tornaba perfecto respecto al guión planteado por el Rayo Vallecano cuando en el 64, María Martí definía de volea un balón a media altura desde el lateral, sorprendiendo a Nuria, cuya reacción se tornaba insuficiente para impedir el 1-0.

A partir de allí, rodó poco el balón sobre el verde, y pese a que las oscenses apostaban por seguir fieles a su idea, las locales llevaron el juego a su terreno a base de interrupciones, impidiendo que este fluyera, coronando con el pitido final toda una demostración de máxima eficacia.

Fotos: C.Pascual